../fotosArticulos/32417/20.1.jpg
../fotosArticulos/32417/20.2.jpg
../fotosArticulos/32417/20.3.jpg
../fotosArticulos/32417/20.4.jpg
../fotosArticulos/32417/20.5.jpg
../fotosArticulos/32417/20.6.jpg

LOTE 20

Maestro de los Santos Juanes (documentado 1520-1545)

Estimación
15.000 € / 18.000 €

Maestro de los Santos Juanes (documentado 1520-1545)
"Santa Cena"
Óleo sobre tabla. Palencia Circa 1540.
69,5 x 50 cm.
Como indica Irune Fiz en "A propósito del Maestro de los Santos Juanes. Archivo Español de Arte. Tomo LXXIV. Nº 293. Madrid, julio-septiembre 2001", la identidad estilística del Maestro, fue establecida por Isabel Mateo, además, continúa Fiz: "En su estilo se advierte claramente su filiación palentina, en concreto con Juan de Flandes y principalmente con dos de sus seguidores, el Maestro de Becerril y el Maestro de Astorga.  Esta característica ya fue sugerida por la doctora Mateo al hablar de sus posibles influencias”.

Como conclusión, nos hallamos ante un maestro de gran calidad, con un estilo muy personal, que sabe evolucionar a lo largo de toda su obra, que podríamos fechar entre la tercera y la quinta década de la centuria. Encontramos influencia sobre todo de Juan de Flandes y de maestros locales más humildes como el de Astorga.  Esta doble influencia es patente sobre todo en el gusto por la espacialidad, por las atmósferas diáfanas, de luz matizada y por el amor al pai-saje.  Del maestro de Astorga toma además el procedimiento peruginesco a la hora de reflejar el paisaje.  No es extraño que los estilos del Maestro de los Santos Juanes y del maestro de Astorga se hayan confundido en ocasiones.  Pero el primero no es un mero seguidor de este último, con quien pudo haberse formado. Tienen puntos de contacto, pero siguen caminos diferentes, y en obras conjuntas como la de Cisneros es patente la superioridad del de Astorga ante su rival más joven...  Es también destacable su gran impronta norteña, que probablemente se deba en gran parte al uso de grabados de Durero. Los rostros de sus figuras se asemejan mucho a los de las estampas del maestro alemán, así como el aplomo en sus anatomías y el modo de tratar los contornos, de duros perfiles, como cincelados.  Los pliegues de los ropajes son duros y marcados; frecuentemente dos largos pliegues paralelos discurren verticalmente a lo largo de las vestiduras".

Bibliografía de referencia.

Fiz, I., A propósito del Maestro de los Santos Juanes. Archivo Español de Arte. Tomo LXXIV. Nº 293. Madrid, julio-septiembre 2001. Pág.: 257-272.